Creemos EN:

Creemos en un solo Dios, creador de todo cuanto existe, y perfecto en todos sus atributos. Juez supremo ante quien tenemos que dar cuentas. Y quien desde el principio de la creación, se ha revelado a la humanidad. Él existe en tres personas: Dios el Padre, Dios el Hijo y Dios el Espíritu Santo.

Creemos que Dios creó la humanidad a su imagen y semejanza para tener relación con ella, pero por su desobediencia se rompió. Por la gracia de Dios y la obra en la cruz de su hijo Jesucristo, es posible reparar esta relación. Cada  persona es libre ante Dios de restaurarla, no a través de sus propias obras, esfuerzos o méritos, sino aceptando lo que Dios ha hecho a través de Cristo  en la cruz, para que todo el que crea en Él tenga vida eterna.

Creemos y aceptamos la Biblia como Palabra de Dios; viva, actual y absolutamente confiable, siendo norma y conducta de fe para los creyentes bajo la dirección del Espíritu Santo.

Creemos que la Iglesia es el cuerpo de Cristo, y los que la integran son los que han creído por fe en la obra de Jesucristo. Todos cooperan en la edificación espiritual de la Iglesia, mediante el ejercicio de sus dones espirituales.

El propósito de la Iglesia es amar a Dios sobre todas las cosas y a nuestro prójimo como a nosotros mismos, y su misión es dar a conocer a Dios al mundo.

Creemos y practicamos el Bautismo y la Santa Cena como recordatorio de la muerte y resurrección de Cristo.